Equilibrio y ubicación

SONY DSC

“Los porteros de fútbol, ¿Se comportan como sistemas complejos?”, así se titula la tesis doctoral presentada en la Universitat de Barcelona por Alberto Gil Galve, un trabajo de más de trecientas paginas muy cautivador y sugestivo, que recomiendo leer a toda persona interesada  en el conocimiento de la tarea de defender un arco en este hermoso deporte.

Muchas veces los grandes trabajos entre otras tareas tienen una muy simple pero no por eso carente de importancia. Es más afirmaría que una condición de un gran trabajo es “desentrañar obviedades”, la obra del autor es excelente y dispara ideas y líneas de trabajo e investigación inagotables, pero a mi particularmente me hizo reflexionar sobre una cuestión que considero una obviedad, no obstante desde hace ya bastante tiempo he aprendido a considerar que: “no siempre lo obvio es tan obvio como uno piensa que es”.

La relación que se establece entre ubicación, equilibrio y eficacia, no es novedosa es sencilla y se encuentra muy bien documentada.

La cuestión del equilibrio es algo que se da por sobreentendido, y generalmente se subestima su importancia, para colocarnos en tema utilizaré un vídeo con dos escenas de películas que han sido vistas por lo menos por cuatro generaciones.

Que un arquero bien ubicado transitando la bisectriz del ángulo de disparo del atacante y bien equilibrado en relación a la distancia de ejecución del disparo, cuestión que desarrollaremos más adelante, tiene mayor posibilidades de éxito, es decir de evitar el gol es algo que se puede establecer con claridad sin ninguna dificultad. No obstante es algo que muchas veces se da de bruces cuando se ponderan las aptitudes de muchos arqueros en la actualidad, potencia, reacción, velocidad…, muy pocas veces equilibrio y ubicación.

Para hablar de equilibrio deberíamos comenzar por identificar lo que consideramos “posición básica”, mas allá de los estilos particulares debería tener las siguientes características: base de sustentación con las piernas abiertas no más del ancho de hombros, pies apoyados sobre la parte delantera, piernas semiflexionadas, brazos separados del tronco, palmas hacia abajo, tronco ligeramente inclinado hacia delante, plena concentración en el seguimiento del juego. Esta es la posición adoptada para la defensa del arco ante la inminencia de un disparo, posición que será permanentemente corregida en relación a la ubicación del balón y las diferentes interacciones del contexto del juego. De acuerdo con esto no es descabellado pensar que la mayor cantidad del tiempo empleada por el arquero en la defensa del arco será, desplazamiento-posición básica, desplazamiento-posición básica; cuando realizar correcciones laterales y cuando hacia delante será particularidad de cada arquero y su propia lectura del juego, abordaremos nuestra postura en notas posteriores.

Es importante dictaminar una cuestión técnica de importancia, la ubicación del centro de gravedad de acuerdo a la distancia del ejecutante en la posición básica; adoptada generalmente ante la posibilidad de disparo directo de media distancia, el centro de gravedad debe estar ubicado en el medio permitiéndonos reaccionar a lugares más alejados, a medida que nos vamos acercando a la pelota el centro de gravedad debe bajar, así nos permitirá llegar a los ángulos más bajos aprovechando toda nuestra envergadura, aclarar esto no es un dato menor, generalmente se suele confundir bajar el centro de gravedad, “bajar la cola flexionando las piernas”, con inclinar el tronco hacia delante algo muy frecuente en los arqueros europeos, por eso es tan común verlos tirarse con los pies hacia delante recortando su figura sin aprovechar las bondades de su contextura.

Diseñar ejercicios para alterar el equilibrio dinámico y recuperar la posición básica con velocidad apelando a los aspectos coordinativos siempre es conveniente para trabajar estas cuestiones ahí van algunos de ejemplo.

 

Los conceptos están desde hace tiempo como incorporarlos es la tarea que nos compete como entrenadores, esto contestaba Nestor Martin Errea en 1960.

-¿Consideras imprescindible la agilidad?

– No y si. Depende. Para quienes actúan entre los palos es muy necesaria por los enormes claros que ofrecen, especialmente los ángulos altos. En cambio para quienes salen colaborando con los defensores, moviéndose en el área, no, pues cierran notablemente las dimensiones del arco, achicándolo. Ahí la agilidad se tipifica al recurso del movimiento de manos o piernas.

Equilibrio y ubicación.

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]

Modificación de conductas y toma de decisiones

IMG_9747

Cuando escribimos el artículo “¿qué hacer con los errores?” Evitamos referirnos a uno de los factores más importantes, como proceder cuando estamos convencidos que hay que modificar una conducta, obviamente porque considero que merece que lo abordemos con una aplicación más intensa de nuestra atención.

El autoritarismo científico imperante nos puso en sintonía neurociencias y es abundante el material que se puede encontrar sobre la modificación de conductas y la toma de decisiones desde esa perspectiva cientificista. Los libros que indican como aprovechar mejor tu cerebro se venden en los quioscos, y con esta dinámica de mercado, es probable que en breve nos encontremos hablando de diseño de conductas deportivas al estilo “Jason Bourne” pastilla azul para la velocidad, pastilla roja para el “slalon” pastilla verde para el remate, etc,etc,etc.

Esto recién comienza y hay que esperar un poco para que la novedad de paso a la mesura y el equilibrio, mientras tanto conviene estar alerta con las ofertas novedosas teniendo en cuenta la afirmación de Nir Baram:

              “Dígame que necesidades tiene usted y cuál es su propósito y le proporcionaré una teoría científica a su medida”.

Hasta donde yo interpreto la formación es tarea de los formadores, los educadores y estos para desarrollar su trabajo se nutren de la pedagogía, hacia allí es donde decidí orientar mis inquietudes para incorporar conceptos que pudiera utilizar en esta tarea.

Considero que la relación educador – educando, es adecuada y totalmente válida para tomarla como referencia en la actividad deportiva desarrollada por el entrenador; de hecho es lo más común denominar “Profesor” a quien cumple esa función.

En este sentido no me cansaré de repetir que en la tarea de entrenar me ha ayudado mucho más Paulo Freire que todo el abundante material bibliográfico específico que existe sobre futbol.

Cuando detectamos un error sistemático es de esperar que se relacione con un concepto no trabajado o mal incorporado, lo más importante como ya lo hemos desarrollado en artículos anteriores es no obsesionarse con el asunto, “el error debe considerarse como un paso previo, un momento en la búsqueda del acierto. Siempre debemos recordar que es el hecho de equivocarse el que permite avanzar en el conocimiento”.

Lo que voy a desarrollar está lejos de ser interpretado como una receta y siempre estará supeditado a la relación entrenador-jugador, así como condicionado a los contextos en los que se actúa.

Lo primero que hay que intentar es que la conciencia del cambio parta del propio jugador, es muy importante que él manifieste que en determinadas ocasiones podría proceder de manera diferente, que la propuesta de modificar algo no quede como un capricho del entrenador sino como la respuesta a una inquietud del jugador, si la pregunta no aparece, es tarea del entrenador inducirla, por eso es de mucha utilidad acostumbrar a nuestros arqueros a tener una actitud crítica sobre sus actuaciones, la posibilidad que otorga la tecnología de analizar las acciones a través de videos apoyados en datos estadísticos es de mucha utilidad y sumamente aconsejable, sirve para reafirmar lo que está bien hecho y poder cuestionarse sobre lo que se tiene alguna duda, es reflexionando sobre la decisión tomada como se logra una respuesta más eficaz.

Esto obliga al entrenador a un proceso de capacitación permanente porque se requieren altos niveles de conocimiento del juego, así como a desarrollar habilidades de escucha a las que muchas veces los entrenadores somos ajenos.

La propuesta de un cambio debe ser muy meditada por el entrenador, ese es el verdadero arte de entrenar, uno debe ser consciente que las condiciones del jugador están dadas para aceptar la propuesta, si se percibe que no hay convencimiento es preferible no cambiar, un buen entrenador debe percibir si las dudas son más fuertes que las habilidades, y si es así es preferible no cambiar, es mejor aplicar un mal plan convencido que es el correcto, a uno del que no estamos convencidos plenamente. Además siempre debemos tener en cuenta que quien toma las decisiones es un sujeto atravesado emocionalmente y condicionado por un contexto, determinar los grados de confianza, autoestima y entusiasmo que manifiesta el jugador es de vital importancia.

Algunas veces las dudas tienen que ver con el temor al cambio, esto tampoco debe amedrentarnos, siempre existe una relación entre el miedo y la dificultad, entre el miedo y lo difícil, y cambiar es posible, pero no es fácil.

Para poder detectar todas estas cuestiones el entrenador debe entender que existe un saber relacional que se construye con el otro, un saber dialógico, “desde que somos un dialogo y escuchamos unos de otros” decía Friedrich Hölderlin, esto parte de la necesidad de sentirse incompleto, de respetar la posibilidad de estar predispuesto a completarse con el conocimiento que se construye en esa relación. A eso se refiere Freire cuando habla de la “seguridad insegura”, seguridad que parte del deber ético de prepararse bien para desarrollar la tarea y la inseguridad de no saber cómo se desarrollara la relación entre la práctica y la teoría.

Estas cuestiones que me parecen de mucha importancia es lo que yo llamo la “sensibilidad táctica pedagógica” detectar situaciones que sometidas a la reflexión crítica ayuden a construir un saber hacer que le sirva al jugador para tomar las decisiones correctas. Una interpelación constante de los conceptos adquiridos que sirva para adaptarlos a los diferentes contextos con sus propias particularidades.

Diseñar ejercicios que ayuden a guiar la búsqueda de las soluciones que creemos convenientes para las distintas situaciones a cambiar es tarea fundamental del entrenador, muchas veces los tiempos son ingratos y nos impiden desarrollar los procesos de la manera que consideramos más adecuada, incidir con el ejercicio en ese proceso de cambio es en ocasiones la manera más rápida de conseguir el resultado apropiado, siempre habrá tiempo para abstraerse sobre lo actuado para poder incorporarlo como conocimiento del juego y facilitar la toma de decisiones.

Toda modificación acarrea un riesgo, pero eso lo considero inherente al juego, el jugador debe entender que arriesgando puede perder pero sino arriesga siempre va a perder, nuestra tarea como entrenadores es domesticar el riesgo, que se vuelva meditado, que la acción a desarrollar no sea una apuesta, sino atrevimiento con posibilidades de concretar una acción satisfactoria, que no implica hacerlo todo el tiempo sino la construcción de un saber arriesgar.

De esta manera estaremos ayudando a que nuestros arqueros se puedan adaptar, con capacidad de decisión, a las distintas situaciones que propone el juego.

 El entrenador debería permitirse soñar con la posibilidad de iluminar el recorrido que conduzca a sus jugadores hacia la brillantez, es decir a desarrollar sus  habilidades a tal extremo que logren con ellas modificar los contextos. Esa es la influencia de los mejores.

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]

Bibliografía:

-Villar Alvarez, Garcia Gonzalez (coords.) El entrenamiento táctico y decisional en el deporte. Editorial Síntesis.

-Paulo Freire. Por una pedagogía de la pregunta. Siglo veintiuno ediciones.

-Paulo Freire. Cartas a quien pretende enseñar. Siglo veintiuno ediciones.

-Gil Galve. Los porteros de fútbol, ¿se comportan como sistemas complejos?.

-La jugadora de ajedrez. Pelicula (Caroline Bottaro).

La adaptación táctica al sistema de juego.

dep01gty141115fephoto01

Vamos a insistir sobre un concepto que debido a algunos comentarios recibidos y a diversas charlas sostenidas me parece que debe ser reforzado.

¿A que me refiero cuando digo que lo mas importante es adaptar el traje a la idea de juego del entrenador?

Ni mas ni menos que adaptar la táctica al sistema de juego.

Una vez que sabemos como vamos a ocupar los espacios en el campo (sistema de juego) debemos entrenar las decisiones que sugerimos mas apropiadas para llevarlo adelante (táctica).

No soy muy proclive a leer biografías, no obstante había leído el libro  “Senda de campeones” y la pluma de Martí Perarnu me parecía amena, así que con poca expectativa y algún entusiasmo aborde “Herr PEP”, otro best selller sobre el deporte rey. Hay dos párrafos de este libro que me resultaron de interés para clarificar el concepto en cuestión.

“Cuando conquistó el excepcional triplete en la temporada 2012-2013, Jupp Heynckes coloco su linea defensiva a 36,1 metros de la portería defendida por Manuel Neuer. Es la distancia promedio a la que se situaban los cuatro defensores, que habitualmente fueron Lahm, Boateng, Dante y Alaba. En el primer mes de competición, y prácticamente con los mismos nombres, el Bayern de Pep Guardiola avanza nada menos que siete metros, según el informe que publica Christoph Gschossmann en la pagina web oficial de la liga alemana www.bundesliga.de. El Bayern de Pep defenderá de media, a 43,5 metros de Neuer. Será, con mucha diferencia, el equipo que defienda mas arriba de todo el campeonato alemán: el Wolfsburg lo hace a 41,2 y el Borussia Dormund, a 39,4.”

Algunas paginas mas adelante se sostiene lo siguiente.

“En el balance táctico de los primeros seis meses podemos anotar seis ámbitos de actuación:

1- La colocación de la linea defensiva. Pep la ha adelantado, como promedio, hasta los 45 metros por delante del portero. En fase ofensiva, los centrales se sitúan en el campo contrario a 56 metros de Neuer” (transcribimos solo el primero de los ámbitos porque es el que nos interesa).

Si bien el primer parrafo comienza de manera acertada, diciendo que antes el Bayern defendía a 36,1 metros de la portería, termina afirmando erróneamente que defiende a 41,2 metros de Neuer. En realidad puede defender como promedio a 45 metros de su arco porque, justamente Neuer posee las cualidades y pudo adaptarlas al sistema de juego propuesto. Algo que párrafos mas adelante se termina de corroborar acertadamente cuando desarrolla lo siguiente:

“Cierta noche, cenando en el Allianz Arena, vimos con Pep un vídeo peculiar que grabé desde la tribuna del Allianz Arena. La cámara enfocaba exclusivamente a Manuel Neuer mientras el Bayern atacaba y atacaba contra el área rival. En las imágenes únicamente se veía al portero del Bayern y, si acaso, en algún momento aparecían Dante o Boateng en escena porque el dominio era abrumador a favor del equipo local, que tenia al contrario aplastado contra su área. Bien, pues Neuer seguía las evoluciones como si estuviera interviniendo de verdad aunque en realidad el balón estaba 60 metros delante de él. Ni un solo instante perdía la orientación del juego y se movía al unisono de sus compañeros, previendo donde podía producirse una grieta que él debería tapar con su intervención. Guardiola quedo asombrado y maravillado con ese vídeo: “Manu es único. Único”.

Este vídeo del partido contra el Chelsea por la Supercopa de Europa 2013 es fiel reflejo de lo afirmado anteriormente.

En que sector del campo va a defender nuestro equipo implica una adaptación  del arquero que seguramente necesitara ajustes que abarcaran sus tareas tanto ofensivas como defensivas.

Que el arquero logre comprender el sistema de juego y acoplar sus decisiones en beneficio del mismo es una tarea primordial en el fútbol actual.

Desarrollar ejercicios y encontrar la manera mas didáctica y pedagógica de comunicar la idea de juego es tarea del entrenador.

Feliz año!

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]

Sobre el diseño de los ejercicios

El profesor Vítor Frade, padre intelectual de la periodización táctica, usa a menudo un concepto con el cual me siento plenamente identificado: “El entrenamiento es un traje hecho a medida”.

Frade tiene más de sesenta años y apela a una metáfora que en esta época estandarizada, de tres a lo sumo cuatro talles (S, M, L, XL) quizás muchos no entiendan de que se trata.

Para diseñar un traje a medida se necesita un sastre, un artesano,  en estos tiempos de recetas fáciles, de recortar, copiar y pegar, eso requiere de otra lógica.

Algo más joven que Frade aún tengo en mi placard tres trajes hechos a medida y recuerdo todo lo que trabajo Hans, mi sastre, para confeccionarlos, ponernos de acuerdo en el modelo,  elegir la tela adecuada, tomar las medidas con la previsión de cierta holgura, hilvanar a mano, probar, corregir, volver a probar, gracias a él descubrí que tengo mi hombro izquierdo más caído que el derecho, y mi brazo diestro es algo más largo que el otro, si si, un gran observador, seguro conocedor  con gran experiencia y profundo amor por su oficio,  un artista con imaginación.

Transportado a nuestra tarea, lo primero que hay que determinar es a qué medida ajustar el traje, en mi criterio hay tres puntos primordiales, uno a la medida del jugador, otro a las consideraciones generales del juego y por último, el más importante,  a la idea del entrenador.

Además hay que aclarar que con una determinada identidad en el gusto y estilo, los trajes se cambian según la ocasión.

Es por eso que el diseño de los ejercicios es una tarea artesanal que hay que adaptar a cada jugador y a cada equipo en particular, si bien hay consideraciones que se repiten porque tienen que ver con un estilo de entrenamiento, las recetas no son aplicables.

En el artículo “Entrenamiento por conceptos” prometí publicar vídeos de ejercicios para trabajar los conceptos allí especificados, aquí presento algunos que espero les puedan servir para desarrollarlos.

Algunos pueden usarse como entrada en calor, otros son condicionales, con situaciones técnico tácticas o utilizados de manera lúdica pero con algún contenido conceptual. Si bien no existen las recetas todo se puede adaptar.

A modo de reflexión les transcribo el ultimo párrafo del libro “Complejidad y deporte” de Editorial INDE que mucho me ha ayudado en esta cuestión:

“Si consideramos que cada persona posee una dinámica intrínseca diferente, que va cambiando con el tiempo, y que cada contexto es a su vez cambiante no podrán darse recetas universales. También sera imposible  anticipar que tipo de ejercicios o que estimulo de entrenamiento va a resultar clave para promover el proceso de autoorganización de cada situación particular. La única receta es individualizar y hacerlo en función del espacio, tiempo y contexto particular; es decir, en función de los constreñimientos inmediatos. Todo un reto para los futuros profesionales de la actividad física y deportiva”.

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]

Entrenamiento por conceptos

IMG_7603La irrupción de la teoría de la complejidad y los sistemas dinámicos en el deporte han ganado un importante terreno estableciendo una alternativa válida a los métodos tradicionales de entrenamiento.

En la actualidad es casi unánime afirmar, que el fútbol es un juego de preponderancia táctica que implica la necesidad de resolución de las situaciones de juego en colaboración con los compañeros y teniendo en cuenta la oposición de los adversarios.

Cada situación táctica es única. Podrán observarse dos situaciones similares, pero no existen dos idénticas (Castelo 1999)

Parafraseando al gran maestro Carlos Peucelle:”En el fútbol no hay dos jugadas iguales…”.

Si bien no existen dos jugadas iguales se puede interpretar que de acuerdo a la idea de juego adoptada existirán concepciones de elaboración parecidas, es ahí donde resulta preponderante que el jugador incorpore los conceptos, es decir entender el juego para que una vez identificado el contexto se oriente la acción hacia una resolución satisfactoria.

De todo esto se desprende, que el jugador que mejores decisiones tome en conjunto con sus compañeros será el que más ayude a obtener buenas resoluciones de las jugadas. Para que esto ocurra es indudable que el jugador debe poseer un profundo conocimiento del juego.

Diagramar las tareas para lograr la incorporación de dichos conceptos pasa a ocupar una de los funciones principales de los núcleos de  entrenamientos para lograr un jugar satisfactorio.

Hacia allí apuntaron, el entrenamiento integrado, la periodización táctica, el entrenamiento estructurado, demostrando una mayor sensibilidad por el juego, aunque ahora la prepotencia del autoritarismo científico parece haberlos llevado a otro lugar, olvidándose de su premisa inicial el jugador con el juego.

Desde Arquero Jugador siempre hemos establecido que defender el arco es parte de una unidad táctica y que, como toda situación del juego, la intervención del arquero  depende de la posición del balón, de quien lo posee y de donde se encuentran nuestros compañeros y los adversarios. También manifestamos lo difícil que es entrenar situaciones de juego ya que el arquero termina entrenando con su propio entrenador y sus pares, entonces no queda otra que agudizar el ingenio y con ayuda  de la fuerza más poderosa del ser humano, “la imaginación”, diseñar ejercicios que reproduzcan tareas que luego tendrá que realizar durante el partido.

Para establecer conceptos a mi juicio no queda otro camino que observar los mejores rendimientos y escuchar a los maestros que a lo largo de su trayectoria han hecho escuela estableciendo paradigmas a seguir. Los consejos de Marcelo Bielsa son muy valiosos en este sentido: “Por eso, la imitación yo la considero muy valiosa: ver qué se hace bien, copiarlo y ponerlo en práctica. De hecho, es el eje de la educación: imitar lo que esté bien hecho, en tanto y en cuanto coincida con lo que nosotros sentimos. No se puede imitar aquello en lo que uno no coincide”.

Es fundamental que esto quede claro, estos conceptos que desarrollaré son los que a mi particularmente me interesan y considero su incorporación base indispensable para desarrollar con eficacia la tarea del arquero.

Vamos a comenzar por el seguimiento del juego, Néstor Errea establecía allá por 1960 (Néstor Errea, volver a l Futuro, en esta misma página), cuando mi equipo ataca me adelanto, quedarme en el arco seria cometer un error inadmisible, más adelante en el tiempo Rinus Michels,  gran entrenador, creador del “Fútbol Total”, sistematizaba el concepto diciendo: La distancia entre el arquero y el ultimo defensor debe ser siempre constante.

Aprovechando del éxito del que goza Manuel Neuer analizaremos en un video este aspecto de su juego quizás el que mejor realiza y garantía de sus acertadas intervenciones lejos de su arco.

Neuer, tanto en la Selección Alemana como en el Bayern Múnich, equipos que defienden de manera presionante achicando espacios hacia adelante acosando a sus rivales en su propio campo, entendió rápidamente que el espacio que queda detrás de sus defensores (elipse coloreada de verde en el vídeo)  es de su responsabilidad, se puede observar como su posición (círculo rojo) mantiene siempre una distancia constante con respecto a su ultimo defensor (circulo amarillo) y va corrigiendo su desplazamiento teniendo en cuenta la posición del balón y quien lo posee (circulo azul). En la última jugada del video se puede ver como Neuer sigue el juego más cerca de sus defensores que su colega Mbholi Rais , las necesidades del arquero argelino también son diferentes su equipo jugo casi siempre detrás de la línea de la pelota achicando espacios hacia atrás y defendiendo más cerca de su área. Como dato a tener en cuenta Neuer en el último mundial, recorrió una distancia promedio mayor a los 5 km por partido llegando a casi 7 km en la final donde tuvo que jugar alargue.

El segundo concepto es geométrico, dicen que el primero que hablo de achicar el ángulo sobre la bisectriz fue el gran arquero argentino Amadeo Carrizo allá por la década del 50, bisectriz: semirrecta que parte del vértice de un ángulo y lo divide en dos partes iguales. El arquero siempre deberá estar colocado sobre la línea imaginaria que divide en dos el ángulo formado por los dos palos del arco y la pelota, siendo esta, el vértice desde donde parte la semirrecta.

 

Aquí la situación parece sencilla queda claro que hacer, avanzar sobre la bisectriz para reducir el ángulo a cubrir, el problema parece estar en el cuándo y hasta adonde, los balones actuales son más fáciles de elevar y muchas veces toman trayectorias indescifrables, algo que juega en contra de los arqueros, pero hoy se juega a mayor velocidad y se marca con más celo lo que dificulta la precisión, generalmente cuando la pelota esta jugada al ras del suelo ante la inminencia de un remate se recomienda dar dos pasos hacia delante o llegar a una distancia predeterminada, borde de área chica ante disparos de fuera del área grande por ejemplo, todo esto realizado en el momento propicio para no facilitar el tiro por elevación, esto lo determinara la percepción del juego que tenga el arquero y la lectura que haga de la jugada en cuestión. Todo se aclara con un ejemplo afirmaba Napoleón, en el siguiente video se pueden ver dos jugadas similares, la primera, gol de Neymar a  Croacia y la segunda tapada de Lloris, arquero de Francia, son muy parecidas, los disparos se realizan de posiciones similares ambos arqueros están bien ubicados sobre la bisectriz, la diferencia está en que Lloris decide plantarse en el borde del área chica y Pletikosa, arquero de Croacia,  en la mitad, eso dos pasitos que le faltaron al croata definieron la resolución de la jugada. El final del vídeo fue a mi juicio la mejor atajada del mundial de Brasil 2014, por todo lo que encierra conceptualmente, Buffon hace una lectura maravillosa de la jugada aprovecha el rebote del disparo de Cavani para dar dos pasos al frente y terminar al borde del área chica bien equilibrado con el centro de gravedad bajo y ambas manos al costado de las piernas, logra tapar un remate con destino de gol, el festejo enfervorizado con el puño derecho en alto es la manifestación consiente de una tapada tremenda, y todo eso ante un animal del gol como Luis Suarez, es lo que nos lleva a afirmar que el achique preciso es más eficaz que la volada espectacular.

Cesar Luis Menotti en la década del 70 afirmo lo siguiente, “así como Amadeo fue el primero en decir que dando dos pasos hacia adelante el ángulo se achica, me parece que cuando la pelota viene por arriba el arco hay que achicarlo hacia atrás”.

El vídeo que vamos a analizar contiene dos jugadas de pelota parada, donde generalmente se presentan situaciones para aplicar el concepto descripto, la primera gol de Thiago Silva a Courtois (PSG vs Chelsea) y la otra una salvada de Barovero arquero de River Plate, ante Argentinos Juniors, los contextos son disimiles y las comparaciones odiosas pero creo que nos va a servir para graficar lo que intentamos expresar.

Se puede observar como Courtois intenta salir a cortar el centro y cambia de decisión, retrocede dos pasos y se planta a esperar la resolución de la jugada, intenta llegar a la pelota cuando esta se encuentra en el punto más alto y su estirada se ve vulnerada ingresando el balón a sus espaldas a casi medio metro por debajo del travesaño, cabe destacar que el arquero belga mide 1,97 mts. En la jugada siguiente Barovero decide no salir e inmediatamente se pega sobre la línea de meta, el balón se eleva y cuando está bajando el con una estirada llega a desviarlo para enviarlo nuevamente al córner, ante el nuevo tiro de esquina su proceder es el mismo lo que denota que el concepto está bien incorporado, cuando la pelota viene por alto y se decide no salir, el arco se achica hacia atrás.

El ultimo concepto que analizaremos en este artículo se convirtió en un axioma para todos aquellos que pretenden defender un arco, “cuanto más cerca está el arquero de la pelota, más lejos está el delantero del gol”, la afirmación pertenece a Renato Cesarini un maestro del futbol, y es repetida sin cesar por mucha gente ligada a este deporte. Sin embargo cada vez son menos los entrenadores que recomiendan atacar la jugada con la ferocidad que lo hacen en este video, Claudio Bravo, arquero de Chile, y Keilor Navas, arquero de Costa Rica, que la primera opción sea ir hacia la pelota, implica mucha concentración, buena lectura del juego, un timming especial y mucha valentía para arriesgarse físicamente ante delanteros que cada vez menos deciden frenar al enfrentar un arquero. Lograr llegar lo más cerca posible de la pelota y desplegar toda la envergadura de manera eficiente ocupando el mayor espacio posible para quedarse con el balón requiere de mucha decisión y maestría, algo no difícil de lograr entrenando con dedicación y entusiasmo.

Diseñar ejercicios para desarrollar el contenido de estos conceptos y poder incorporarlos al juego es la tarea que todo entrenador que los comparta debería intentar realizar. En próximas entregas mostraremos algunos que pueden servirles de guía para  comenzar a trabajar, teniendo en cuenta que las recetas no existen y siempre  dependerá de la sensibilidad del entrenador y de la relación que establezca con el jugador el resultado de lo entrenado.

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]

¿Que hacer con los errores?

“Cometimos un error y lo pagamos caro, perdimos por una distracción…”

1284340991_0

Como es recomendable comencemos por las definiciones. Error: Acción desacertada o equivocada.

En el futbol al tratarse de un juego de conjunto, de contacto y oposición, no hay una sola manera de resolver una jugada y los criterios utilizados pueden ser disimiles, dependiendo en gran medida de las habilidades de los jugadores. Por otra parte los cambios reglamentarios, las evoluciones técnico tácticas han establecido cambios en los criterios, otrora lógicos, de resolver las jugadas. En ese sentido el juego del arquero es quizás el que más se ha modificado en los últimos años. Las certezas absolutas de antaño han dado paso a nuevos paradigmas de resolución.

Lo primero aunque parezca absurdo es categorizar las acciones, la ignorancia y el facilismo son amigos de la afirmación veloz.

En muchas ocasiones el error solamente aparece en la imaginación del que está observando, que con una lógica inadecuada establece errores donde no los hay.

Siempre es conveniente establecer si el error fue en la decisión tomada, en el concepto utilizado o en la ejecución. Generalmente tratándose de alto rendimiento los errores de ejecución obedecen a hechos aislados, desgraciados, los arqueros llegan bien formados y estas acciones son las más entrenadas, se producen por distracciones o exceso de confianza, aunque siempre hay que entrenarlas no son las que más me obsesionan.

 Si existió una ejecución técnica inadecuada y obedeció a un hecho desafortunado que el jugador resuelve habitualmente de manera favorable no queda otra que seguir entrenando y ahuyentar fantasmas apelando a la cantidad de veces que resolvió jugadas parecidas de manera adecuada.

Las acciones conceptuales y las tácticas en cambio son a mi juicio las que merecen más atención, aquí nos adentramos en un terreno de apreciación subjetiva, los conceptos utilizados en la defensa del arco no son para todos los arqueros iguales y las decisiones tácticas generalmente están supeditadas a la adaptación de cada arquero al sistema defensivo empleado por el equipo.

Por ejemplo no todos los arqueros tienen claro cuando achicar ángulos hacia adelante y cuando hacia atrás, cuando salir fuera del arco y cuando cubrir los palos, no todos los arqueros se sienten cómodos jugando con defensas que achican hacia adelante dejando más espacio para cubrir entre el arco y el ultimo defensor.

Todo esto por supuesto es necesario entrenarlo y trabajarlo didácticamente para que el arquero tenga comprensión de las diferentes decisiones a tomar; el trabajo en campo, los videos analizados y los  cuestionamientos posteriores son de suma importancia en este sentido.

Ante una jugada sospechada de error, si el trabajo semanal va en apoyo de la decisión tomada por el jugador, no hay nada que objetar nosotros sabemos que el error no existió y debemos reafirmar lo actuado.

Si en nuestra consideración hubo una jugada donde se cometió un equívoco, el jugador tomo una decisión desacertada, es conveniente en primer lugar escuchar su opinión, en muchas ocasiones tienen absoluta claridad de lo ocurrido y eso facilita nuestro trabajo, hay que apoyarse en la claridad conceptual del jugador y diseñar ejercicios que faciliten resoluciones favorables de la jugada en cuestión.

Cuando no hay coincidencia, en opinión del entrenador se pudo hacer otra cosa y el jugador estima que hizo lo correcto, estamos ante la situación más difícil, la que requiere de todo el arte de entrenar hay que pensar muy bien y actuar con mucho tacto, este tema fue motivo de largas charlas con un gran amigo, el Licenciado Ricardo Maldonado, amante de este deporte y de profesión psicólogo, por favor respeten ese orden en la apreciación de los conceptos, un día me llamo por teléfono y me dijo: “ estuve mirando una película que te puede servir para aportar a este tema”, en realidad se trata de una sola escena de la película “El cuarteto”.

En ella un maestro les sugiere a sus alumnos no obsesionarse con los errores, es cosa de idiotas (afirma literalmente) y recomienda rescatar lo positivo aun de una acción desacertada. Reafirmar lo positivo y trabajar con sentimiento son sus recomendaciones finales.

Esta escena pasó a ser de uso cotidiano para mí, me sirve para consolidar conceptos que siempre sostuve. Siempre es recomendable rescatar lo positivo aun cuando se va a sugerir un cambio de conducta.

Aldous Huxley en su libro “Retorno al mundo feliz”, establece como máxima: “se ha hecho manifiesto que la regulación mediante el castigo del comportamiento indeseable es menos efectiva, a la larga, que la regulación mediante el apoyo con recompensas al comportamiento deseable”, traducido en criollo: se obtienen mejores resultados premiando los aciertos que castigando los errores.

Estoy absolutamente convencido que es así, coleccionar errores es de mediocres siempre debemos resaltar lo que nuestros arqueros hacen bien, eso les da más confianza incentiva el riesgo meditado y favorece las resoluciones positivas generando confianza y entusiasmo. Y el entusiasmo como diría Roberto Arlt muchas veces es la única garantía del éxito.

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]

El Jugador N° 11 llegó a España

IMG_2370Librería Deportiva Esteban Sanz, es quizás la librería de habla hispana más importante   especializada en deportes. Atendida por su propio dueño, Don Esteban, no hay publicación referida a deportes que no sea posible rastrear desde ese local.

Cuando me presenté para sugerir la posibilidad de que el libro pueda ser parte de su catalogo, me invadía un profundo nerviosismo, generalmente no es fácil llegar a acuerdos y aparecen trabas “inverosímiles”, me ha ocurrido con otras librerías especializadas.

Mi sorpresa fue por demás gratificante, “Librería Deportiva” tiene como premisa fundamental tener todo lo que se publique sobre deportes, en escasos segundos el libro era parte de su extenso catalogo y podía ser observado en el lugar asignado a literatura dedicada a “porteros”.

Personalmente que “El jugador N° 11” pueda exhibirse en sus estantes es para mí motivo de sano orgullo.

Desde ya mi profundo agradecimiento a Don Esteban y a todos los que conforman Librería Deportiva.

En España ahora también, “si el arquero juega, entramos con uno más”.

IMG_2366

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]

¡Que sea Batman!

En esa particular y simplista interpretación que hacen los medios de la función del arquero, supeditando sus acciones a las salvadas circunstanciales generalmente cargadas de espectacularidad y con  la adosada carga de emotividad que genera la incertidumbre, si salva héroe si no salva villano; al que salva mucho, es muy común compararlo con un superhéroe. Así comienza la proliferación reduccionista de arqueros comparados con  Superman, Spiderman, Iron Man, Batman, etc., etc.,….

Por suerte la falta de imaginación reinante en la industria hollywoodense hizo que Marvel y DC Comics desempolvaran las viejas historietas de los años cincuenta y las transformaran en actuales entretenimientos, animados ahora en 3D con mas colores y trajes renovados, eso simplifica la tarea de citarlos sin tener que apelar a un recorrido extenso en la memoria.

Durante el Mundial y al término de este, notas como estas proliferaron en los medios escritos y audiovisuales (solo me llevó un minuto la búsqueda y solamente coloqué las tres primeras que encontré).

http://www.holaciudad.com/porteros-o-superheroes-las-mejores-atajadas-del-mundial-brasil-2014-n462010#fotogaleria-id-499663

http://www.infobae.com/2014/06/30/1577170-keylor-navas-superheroe-costa-rica-y-debilidad-europa

http://www.diariouno.com.ar/ovacion/Copa-del-mundo-2014-iran-nigeria-atajada-20140616-0111.html

Ahora bien si así están las cosas, yo también soy de los sesenta y crecí leyendo comics, algunos ya estaban en la TV, así que algo del asunto conozco, y además no voy a ocultar mi profunda admiración por Batman.

Batman es el único superhéroe sin superpoderes, no viene de otro planeta ni depende de la kriptonita, no lo pico una araña, no tiene incorporada a su cuerpo una placa pectoral magnética, Batman es la creación de Bruce Wayne, un huérfano millonario que al ver asesinados a sus padres decide prepararse para combatir el crimen y lo hace entrenando mucho, estudiando y fundamentalmente apoyándose en los avances científicos y en la tecnología. Batman era Bruce Wyne mucho antes de adoptar los objetivos y desarrollar el conocimiento, poder, habilidades y vestimenta de alta costura que creó su identidad alternativa como Batman.

Batman es un superhéroe de este mundo, pragmático, luchador feroz que no vacila en usar todos los medios disponibles, al tiempo que es un maestro de la tecnología y las ciencias aplicadas, además de ser un detective excelso, que exhibe una lógica insuperable en todo lo que hace.

De lo expresado podemos deducir que si Batman hubiera decidido ser arquero seguramente se habría preparado sin dejar nada al azar, medir velocidades, reconstruir trayectorias, achicar ángulos, buscar relaciones geométricas entre el arco, el área de meta, el área grande, el punto del penal, la medialuna del área, conceptos como la bisectriz y la hipotenusa serian de uso corriente y familiar.

Obviamente hasta su vestimenta estaría diseñada con un objetivo no olvidemos que su traje, fue concebido para inspirar miedo en el ánimo de los criminales, que, como el mismo héroe ha afirmado con frecuencia, son “una panda de supersticiosos y cobardes”. Se trataba de un elemento  teatral elegido con un propósito. Su vestimenta quería provocar un efecto en la mente y en las emociones de sus adversarios, algo que apoyaría su misión y le otorgaría, quizás, medio segundo de ventaja que bien podría valer la victoria en un combate contra un oponente bien preparado. La vestimenta, es un medio para un fin.

Batman tiene otra particularidad muy importante es uno de los pocos superhéroes que no actúa solo, Alfred, El comisionado Gordon, Robín, Batichica son compañeros en su lucha, es de esperar que rápidamente llegara a la conclusión que a pesar de tener la ventaja de  poder tomar el balón con la mano en una determinada porción del terreno, la defensa del arco no era una tarea de su exclusividad sino una actividad de conjunto, y que sus aportes no terminan en esa tarea, muy importante por cierto, sino que se extienden a otras funciones.

Imaginamos un Batman-Arquero comprometido con el juego, anticipándose a la jugada, achicando ferozmente los espacios de los delanteros rivales, manteniendo distancia constante con sus defensores, participando activamente tanto en defensa como en ataque, un arquero que juegue.

Definitivamente Batman es quien más se ajustaría a la idea de defender el arco que impulsamos desde Arquero Jugador, lejos de elegir al mas superpoderoso (Superman) elegimos el más terrenal. ¡Que sea Batman!

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]

Abdul Fatawu Dauda

¡Siempre hay espacios para las sorpresas!

Si existe alguna característica preponderante de los tiempos que transcurren una de ellas seguramente es el exceso de información, los adelantos tecnológicos hacen que la ardua tarea de recopilar datos que antes era actividad de espías calificados hoy se encuentren al alcance de cualquier mortal con solo apretar tres teclas.

Todo indica que ante tal exceso simultaneo nada puede sorprendernos, pero justamente ahí está la trampa hay tanto, que uno elige, y muchas veces la elección está influenciada, concretamente y yendo al tema que nos ocupa de 96 arqueros que concurrieron a la copa de Brasil 2014, muchos de ellos actuando en las ligas más importantes del mundo futbol, quien se tomaría el trabajo de ocuparse del suplente de Ghana “Fatau” Dauda, arquero del Orlando Pirates de la liga de futbol de Sudafrica. Por eso  hay espacios para las sorpresas y si son gratificantes, placenteras.

Dauda  no invitaba a que se ocupen de él, recién en 2013 había emigrado fuera de la liga de su país, y sus datos biográficos y “genéticos” tampoco ayudaban, los biotipos actuales recomendados vaya a saber por quien superan el 1,90 metros y en este mundial ya tuvimos un arquero que supera los dos metros, “Fatau” apenas llega al 1,80 metros.

Ghana debuto en el Mundial perdiendo 1 a 0 contra USA, su arquero, no tuvo una actuación convincente, para el próximo compromiso, contra los futuros campeones del mundo, su DT Appiah decide cambiarlo, Dauda a la cancha.

Dauda podría entrar en la categoría de arqueros que invitan a patearles, ya hablamos de su estatura, escasa para muchos, suficiente para nosotros, flaco de aspecto desgarbado, sin embargo “Fatau” nos sorprendió gratamente, maneja conceptos, conoce el juego, defiende el arco y todas sus inmediaciones, pero por sobre todas las cosas achica en bisectriz siempre hacia adelante con una naturalidad sorprendente.

Dice la leyenda, que el gran Renato Cesarini aconsejó al joven Hugo Gatti con estas palabras: “El arquero que siempre anda por el piso invita a que le pateen, usted no tiene que tirarse al suelo por cualquier cosa, tiene que dar dos pasitos adelante para achicar el ángulo, y paradito, paradito, que nunca lo agarren caminando al momento del disparo…”, no lo conocí, pero todos los grandes del futbol acuerdan que de esto algo sabia. Llevar adelante esta sugerencia que parece sencilla no es nada fácil, el arquero ghanés lo hace a la perfección.

Clicar aqui para ver el video

En este video deseo resaltar ese aspecto de su juego, se puede apreciar como achica los angulos con dos pasitos hacia adelante, también es muy interesante como va corrigiendo su posición lateralmente si la jugada lo amerita, manteniendo siempre la bisectriz, con la base de sustentación adecuada, bien equilibrado para esperar el remate.

La primer jugada parece ejecutada con el manual del achique bajo el brazo, desborde de Goetze, centro atrás, dos pasitos hacia adelante, interceptación de Muller taco hacia atrás, dos pasitos más hacia adelante para terminar al borde del área chica, ahí me dí cuenta que no es casualidad, los conceptos están bien incorporados, y el timming con que lo ejecuta es extraordinario, al momento del disparo siempre está bien parado de frente a la pelota, bien equilibrado. El resto del video es más de lo mismo, para deleitarse y aprender.

Para corroborar todo lo hecho ante Alemania, lo repitió contra Portugal (ver en esta misma pagina: “Las mejores acciones defensivas…”). Seguramente esa manía mediocre de coleccionar errores hará que muchos lo recuerden por la desafortunada jugada que posibilitó el único gol de Cristiano Ronaldo en el Mundial; para nosotros Dauda, es una gratísima sorpresa. Una lástima que una defensa que lo atacó más de lo que lo defendió, no hizo posible seguir disfrutando de su juego.

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]

 

 

 

 

 

 

Keylor Navas

La selección de Costa Rica fue una de las gratas sorpresas del Mundial de Brasil 2014, clasificó en primer lugar en un grupo donde competían tres campeones mundiales, pasó la fase siguiente al eliminar por penales a Grecia y cayó en octavos ante Holanda por la misma vía. Juego prolijo y asociado con buenas individualidades y con mucha conciencia de sus limitaciones fueron sus virtudes relevantes.

La figura de su arquero Keylor Navas fue determinante, no en vano la FIFA lo eligió jugador del partido en tres de los cinco encuentros que disputó el conjunto costarricense, estuvo ternado en la competencia por el guante de oro, que finalmente ganó Manuel Neuer, los videos de sus espectaculares atajadas aun recorren la web. Este gran rendimiento hizo que el poderoso Real Madrid se alzara con su fichaje para la próxima temporada donde compite por un puesto con el capitán Iker Casillas.

Desde Arquero Jugador siempre hemos sostenido que defender el arco es parte de una unidad táctica muchas veces los arqueros se benefician de la tarea realizada por sus compañeros y otras deben recurrir a salvar sus errores pero siempre es con ellos, en ese sentido lo mejor de Costa Rica lo encontramos en su orden defensivo, un equipo muy sincronizado con buenas coberturas, un repliegue ordenado y un achique veloz hacia adelante posicionándose siempre al borde de su área grande, todo lo expresado anteriormente hizo que Keylor Navas además de sus voladas espectaculares luciera muy bien en un aspecto que deseo resaltar sobremanera, su decisión para achicar acompañando a su defensa, siempre teniendo como primera opción correr hacia adelante para salir al encuentro del pase filtrado, hizo que ese aspecto de su juego tuviera mucha preponderancia. En este video (partido contra Holanda) se pueden ver jugadas que resaltan ese aspecto fundamental de su juego.

Clicar aqui para ver el video

Siempre ubicado en bisectriz rápido para achicar sobre el delantero, corriendo hacia adelante para atacar la jugada y no desplazandose lateralmente para esperar el remate. Centro de gravedad bajo con las manos bien abiertas a los costados de ambas piernas y con buen timming para optimizar su envergadura al momento del remate para cubrir el mayor espacio posible, todo al borde de la perfección. Tres observaciones de grandes maestros se cumplen con creces en este tipo de jugadas, reivindicando la plenitud de su vigencia, “siempre es más fácil correr que volar” (Harald Schumacher), “cuanto más cerca está el arquero de la pelota, más lejos está el delantero del gol” (Navarro Montoya), “achicando, la agilidad se tipifica al recurso de manos o piernas” (Néstor Martin Errea).

El reto de atajar en el Real Madrid lo encuentra en una etapa ideal de su carrera, quizás el mayor desafío es transformarse en arquero de equipo grande, acostumbrarse a que le llegaran poco y sus intervenciones serán escasas, los mejores deseos desde aquí para un arquero que mostró muchas condiciones y sobre todo un gran compromiso con el juego.

Marcelo Luis Alvarez

[email protected]